Panorama Web Mx > panorama social

Bárbara de Regil comparte sus pasiones, sueños y proyectos de vida

Bárbara de Regil ha conquistado la pantalla con personajes únicos que ha llenado de su energía y corazón, además de compartir su faceta como productora, mamá y empresaria

Compartir este artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
Bárbara de Regil comparte sus pasiones, sueños y proyectos de vida
En portada.Bárbara de Regil
article image

Siempre fiel a sí misma, sin importar el qué dirán, ha tomado cada paso y decisión con amor y pasión, y hoy nos comparte su crecimiento y sueños.

Publicidad

¿Siempre supiste que querías ser actriz?

No, no siempre lo supe. Lo supe el día que llegué a ver a mi abuelita y ella veía telenovelas y yo le hacía escenas de drama, de acción, de todo. Siempre me ha gustado entretener a la gente. Y ella me decía, "tienes que ser artista, tienes mucho talento", y yo "ay ajá, mamá". Yo estudiaba chino mandarín, y después estudié fotografía, estaba viendo qué, cómo iba a alimentar a una niña (su hija Mar). Entonces no lo pensaba para nada, no fue mi sueño.

Eres mamá, actriz, empresaria, ¿cómo logras el balance?

Publicidad

No tengo idea cómo lo hago, pero a veces me estreso muchísimo entre tener que estar grabando, estudiar, pero también ver las clases (de fitness), que son clases que llevamos por toda la ciudad y ya internacionales también, atender todo el tema de la proteína que está a la venta en Estados Unidos, es todo un show. Luego Mar me dice, "¿me haces de desayunar?", y yo sí ahí voy, y Fer yo también, pero yo quiero diferente a Mar (risas), no sé cómo le hago, pero trato de a cada cosa meterle un tiempo de amor y así sale bien.

article image
Fotos: Diego Fierce para Bloom Estudio

¿Cómo sientes que has evolucionado personal y profesionalmente?

Personalmente he evolucionado mucho y me lo aplaudo porque conozco a mucha gente que no evoluciona, y yo he tratado de aprender siempre de todas las cosas que me pasan. He tratado siempre de aprender incluso de los errores de otras personas. Y como actriz, he crecido mucho. Pero hay algo muy chistoso en mi carrera, mi primer proyecto al mes de entrar a estudiar actuación fue de protagonista, digamos que empecé con el pie derecho. Gracias a Dios nunca he bajado de ahí y siempre, desde que tengo razón, a cada personaje le he puesto el corazón entero, entonces siempre me he mantenido ahí sin echar la flojera, que es cuando nada más repites el texto. Siempre he tratado de, aunque esté muy cansada, dar todo mi amor en cada personaje.

¿Cuál ha sido tu mayor aprendizaje hasta ahora?

Este año justo aprendí de un error de alguien más. Y es que suena como una frase de Pinterest, pero uno nunca termina de conocer a las personas. Este año dos personas voltearon la cara, no a mí, una cosa impresionante. A veces confías y das todo, y digo no dejes hacerlo porque también de eso trata la vida, de entregar tu corazón, de que lo rompan. Pero también ver las red flags, cuidarte un poquito más. Y primero estás tú.

La Lola ha tenido un gran éxito, ¿qué es lo que más has disfrutado de este proyecto?

Lo que más me gusta del proyecto es que es la primera vez en toda mi carrera que en vez de preguntarme por Rosario Tijeras, me preguntan ahora por otro proyecto, de que a la gente le encantó y eso me emocionó muchísimo, porque es un proyecto que obviamente lo pensé mucho porque hice a un hombre, entonces me da mucho orgullo saber que la gente realmente está esperando con muchas ansias la segunda temporada, y la segunda está mejor que la primera, by the way.

article image
Fotos: Diego Fierce para Bloom Estudio

¿Qué es lo más retador de darle vida a la mente de un hombre y además machista?

Fue muy retador porque no es cualquier cosa, porque cada mañana que me vestía y llegaba al set pensaba: “este no es mi cuerpo, este no es mi cuerpo, este no es mi cuerpo”. Entonces me sentía ajena a tener bubis, me sentía rara con los vestidos, me sentía incómoda, todo esto que los hombres tal vez no lo notan, yo empecé a notar un montón de cosas, obviamente desde el lado de comedia. Sí, fue muy retador sentir que este cuerpo no era mío.

¿Aprendiste algo nuevo de ti en este proceso?

Ay, qué bonito ser mujer, ¡qué bonito ser mujer! A mí me encanta ser mujer, es precioso. También ser hombre, supongo que es divino (risas), porque de repente nada más tienen dos o una emoción: estoy enojado, estoy triste, amo. Y las mujeres “estoy enojada, pero también estoy triste porque me sentí mal, pero también te amo, y estoy un poco angustiada”, un montón de emociones usamos.

¿Qué es lo que más te ha gustado de la comedia?

Es que la gente me diga, “me la pasé increíble con tu proyecto”, que eso se agradece mucho porque a mí me pasa muchas veces que estoy viendo una serie que es comedia y me cacho que termina, o una película, y no me reí una sola vez. Y entonces encontrarme a personas, como ayer mi dentista que me decía, “me encantó, me reí muchísimo”, eso es lo que más me gusta. Poder hacer reír a la gente así.

¿Has hecho diferentes géneros, hay alguno en especial que te guste más?

El drama, la acción es lo que más me gusta, aunque mucha gente me dice “no, lo tuyo es la comedia”, y yo no, es el drama, es ser sicaria. La acción me encanta, me encanta pelear, me encanta disparar, porque yo soy así, soy muy dramática.

¿Qué es lo más difícil de estar siempre en el ojo público, sobre todo con las redes sociales?

Creo que ya me acostumbré, ya me acostumbré a decir que me gustan los pájaros color verde y no amarillo, y que me critiquen porque el verde “no es mexicano”, por un decir. Ya me acostumbré, ya lo tomo de la mejor manera. Alguien muy inteligente, Álvaro Gordoa, que se dedica a la imagen pública, me dijo, “eres un personaje público, Bárbara, y muchas veces eso está más padre que en una mesa se sienta la gente y dicen, ¿qué opinas de Bárbara de Regil? A mí me cae gordísima porque… y a mí me cae súper bien y yo hice clases con ella, o yo cero, pero vi su serie”, y eso me hizo pensar, abrir mi panorama a decir ok, me relajo. Yo me sentía muy mal cuando hacían memes, y soy muy amiga de un cantante muy importante y lo quiero mucho, y alguna vez me mandaron un meme de él, como me reí, me reí horas, y ahí entendí algo y dije no, mi risa no es burla a él, eso me hizo entender, claro, no es personal. A veces la gente se ríe de mi meme y no es me estoy burlando, o a veces sí, pero ahí como que entendí y dije “lo admiro como cantante, pero me da risa el meme”. Me relajé, no me voy a estresar por el hate.

¿Cuál es uno de los consejos que siempre le repites a Mar?

Justo hoy me escribió una carta muy bonita que decía: “Gracias a ti soy una mejor persona. Gracias por inspirarme a ser una mujer fuerte, a hacer ejercicio, a comer saludable…”. Le trato siempre de enseñar eso, obviamente esas enseñanzas no se las daba cuando yo tenía 16 años, porque yo era una niña y crecí junto con ella, y no soy una señora con ella, soy como muy alivianada, pero algo que siempre le digo es: “Siempre florecer, nunca marchitar”, siempre. Cuando la pasa mal le digo, “mami florece, no te marchites, vas para arriba”, esa frase siempre se la digo y hasta la tiene anotada en su cuarto.

¿Qué sueño sigue por cumplir?

Muchísimos, yo siento que estoy en un 20% de mi carrera. Siento que me falta muchísimo. Ahorita estoy de productora en Rosario Tijeras, soy actriz y productora, quiero ser directora, pero antes de ser directora quiero hacer cine en muchos más idiomas. Hice una película en ruso, me demostré que puedo, entonces si antes tenía miedo del inglés, ahorita dije claro que puedo. Me falta mucho por hacer, mucho, mucho, mucho. Quiero hacer de todo y quiero llegar muy lejos, y no está mal pensarlo, tener esa meta. Y si mi meta es el escalón 20 y llego al escalón 12 me voy a aplaudir el resto de mi vida, pero debo tener una meta alta.

“Personalmente he evolucionado mucho y me lo aplaudo porque conozco a mucha gente que no evoluciona”.

article image
Fotos: Diego Fierce para Bloom Estudio

Favoritos de Bárbara

Tu personaje en La Lola en dos palabras:

Desinhibido y atrevido.

Canción que te hace feliz:

Cualquiera de Camilo.

Snack favorito:

Palomitas con chilito de chamoy.

Plan perfecto de fin de semana:

Estar en mi casa, despertarme, hacerme mi proteína, hacer ejercicio, meterme al sauna, a la alberca, asolearme, todo en compañía de Fer (su esposo).

article image

Temas relacionados

Publicidad

Publicidad

Publicidad